jueves, 8 de agosto de 2013

Homosexualidad en Rusia

Tras la difusión de imágenes y vídeos de torturas a jóvenes homosexuales rusos, en algunos casos con desenlace fatídico, por parte de grupos radicales de ideología neonazi, sin apenas preocupación del gobierno de Putin, nos preguntamos cómo se puede permitir que una barbarie de este calibre se siga produciendo en el mundo.

Ocasiona verdadera repulsión observar como actos tan graves contra los derechos de los homosexuales, y por ende del ser humano, son tolerados en un país que, aunque cueste reconocerlo, pertenece a la vieja Europa desarrollada y civilizada. Bien es cierto que Rusia esta sumida en una ola de conservadurismo liderado por el Kremlin y la Iglesia Ortodoxa que no acepta la realidad de que existan personas que sientan atracción por los de su mismo sexo, pero de ahí a originarse actos como los que han ocurrido hay un trecho.

En España la comunidad homosexual no solo goza de un respeto mayoritario por parte la sociedad sino que además cuenta con derechos reconocidos, como el matrimonio, que convierten a nuestro país en uno de los mas tolerantes. Resulta muy satisfactorio observar como la sociedad española, hasta hace unos años reprimida por la dureza del Franquismo e históricamente de corte conservadora y tradicionalista, sale ahora escandalizada a pedir que se actué en Rusia para detener la crueldad contra los homosexuales.

Las sociedades aún deben concienciarse mucho acerca de los derechos que requieren estos colectivos, durante años marginados y perseguidos, y desde luego España puede ser un gran ejemplo de tolerancia y buen hacer ante sus colegas europeos, americanos y, porque no, de todos aquellos lugares que lo requieran. Aún queda mucho por hacer, pero los avances son palpables. Seamos positivos.




No hay comentarios:

Publicar un comentario